Llámanos gratis: 900 828 001

Lucena instala trampas inteligentes de Anticimex para la captura de roedores

Notas de prensa 20-03-2017

Esta tecnología consigue eliminar los roedores que circulan por el interior del alcantarillado sin hacer uso de biocidas. La trampas inteligentes se activan mediante sensores de movimiento y de temperatura que también facilitan la monitorización del servicio y la generación de reports automatizados.

El Ayuntamiento de Lucena ha confiado en Anticimex, compañía especializada en control de plagas e higiene ambiental, para llevar a cabo el servicio de desinfección, desinsectación y control de roedores en el término municipal.

Lucena se convierte así en un municipio pionero en la provincia de Córdoba por contar con un servicio inteligente de control de roedores, Anticimex SMART Rodent Control conformado por cuatro trampas de captura automatizadas. Con este servicio se prevé capturar y eliminar la totalidad de los roedores que habitan en el alcantarillado del municipio sin usar productos contaminantes ni biocidas, tanto en el suelo como en el subsuelo, y reduciendo el sufrimiento del animal.

Andrea Romera, gerente de servicios de control de plagas de Anticimex en Andalucía, subraya la apuesta de la compañía por “ofrecer servicios de valor añadido a todas aquellas ciudades y municipios que tengan entre sus prioridades mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos mediante la aplicación de soluciones inteligentes de control de plagas”.

En cuanto a la experiencia que se ha puesto en marcha en el municipio, el Concejal de Agricultura del Ayuntamiento de Lucena, Lucas Gómez del Espino, señala que “este consistorio ha trabajado intensamente para encontrar la solución que mejor se adecue a las necesidades municipales sin que tuviera afectación al medioambiente y garantizando en todo momento la calidad de vida de los ciudadanos”.

 

Un servicio respetuoso y tecnológico 

Esta tecnología es respetuosa con el entorno puesto que no utiliza productos químicos para la eliminación de roedores, evitando así la contaminación de las aguas sanitarias, además reduce el número de desplazamientos de los técnicos, lo que reduce las emisiones de CO2.

Se trata de un dispositivo llamado SMART Trap que se coloca dentro de las tuberías de saneamiento para interceptar las ratas que circulan por el alcantarillado. La trampa actúa mediante sensores de movimiento y temperatura.

Con esta tecnología se consigue eliminar el 100% de las ratas que circulan por el interior de la alcantarilla, hábitat de las ratas, donde está colocada la trampa y todo con un método natural. Además, el sistema funciona on-line y permite realizar el seguimiento a tiempo real del número de roedores eliminados, lo que permite desarrollar un servicio más eficiente.

 

Publicado: 20-03-2017

Nuestras Cookies son utilizadas para mejorar la experiéncia del usuario.