Llámanos gratis: 900 828 001

Hormigas

Las Hormigas es una de las plagas más comunes

Las hormigas son insectos sociales, que como las abejas o las avispas, pertenecen al orden de los Himenópteros. En la actualidad, hay identificadas un total de 13456 especies de hormigas en todo el mundo, aunque su número se incrementa día a día debido a la aparición relativamente frecuente de nuevas especies aún sin identificar, por lo que se estima que su número real se halla alrededor de los 20000 especímenes. En nuestra área geográfica, se estiman alrededor de 300 especies de hormigas en la península ibérica.

¿Problemas de Hormigas?

A pesar de pasar inadvertidas por su pequeño tamaño, las hormigas son uno de los animales más abundantes del planeta Tierra. Así, se estima que si se pudieran pesar todas las hormigas del mundo, su peso igualaría al de todos los seres humanos, que se calcula que es de unas 455 gigatoneladas.

 

Las colonias de Hormigas

Las hormigas viven en colonias organizadas mediante un sistema de castas o divisiones sociales que aportan un rol específico a cada tipo de individuo. Presentan un tipo de desarrollo holometábolo en el que se suceden las fases de huevo, larva, pupa y adlto. Las colonias de hormigas se componen generalmente de tres castas de adultos: obreras, hembras reproductoras y machos reproductores.

Hormigas Obreras

Las obreras son siempre hembras. En algunas especies son completamente estériles, mientras que en otras tienen capacidad para poner huevos sin fecundar, que pueden dar lugar a machos, o simplemente funcionar como “huevos tróficos”, es decir, como alimento para la colonia en casos de escasez de recursos. Las obreras se encargan de alimentar a la colonia, buscar alimento, construir o reconstruir el nido, protegerlo contra enemigos y cuidar de la puesta (huevos, larvas y pupas). Hay especies en las que las obreras se especializan en distintas tareas a las que están morfológicamente adaptadas, por ejemplo, las obreras soldado, que son mayores en tamaño y con una cabeza y mandíbulas más grandes.

Hormigas Reina

Las Hormigas reinas son hembras con capacidad reproductiva. Suelen ser de mayor tamaño que las obreras, con un abdomen mucho más grande y aparato reproductor bien desarrollado. Cuando son vírgenes tienen dos pares de alas, pero en cuanto son fecundadas se las arrancan, lo que activa el desarrollo de los ovarios para poder poner huevos. En función de la especie, los nidos pueden tener una reina (colonias monógamas) o más de una reina (colonias poligínicas).

Hormigas Macho

En una colonia de hormigas los machos únicamente tienen función reproductiva. Tienen dos pares de alas, son más pequeños que las reinas, y siempre surgen a partir de huevos no fecundados. El apareamiento con las reinas se puede producir o bien mediante un enjambrazón o vuelo nupcial, o bien en el interior del mismo nido o nidos vecinos sin enjambrazón. En cuanto se reproducen, mueren. Una reina puede contener esperma de varios machos, que guarda durante toda su vida en una estructura conocida como espermateca.

 

Dependiendo de la especie, las hormigas pueden formar su nido en lugares muy diversos: en el suelo, bajo piedras, en las raíces de plantas, en el interior de madera o corcho de árboles vivos o muertos, tallos huecos, bellotas, habitáculos formados por hojas, en construcciones humanas, o incluso en pavimentos.

Las hormigas también pueden nidificar en el interior de las viviendas: Descubre qué hacer si tienes hormigas en casa.

 

¿Qué comen las Hormigas?

La dieta de las hormigas depende del tipo de especie. Existen especies que se alimentan de semillas (granívoras) otras que se alimentan de néctar y soluciones azucaradas (nectarívoras), otras que son básicamente carnívoras (depredadoras o carroñeras), también las hay que se alimentan de hongos que ellas mismas cultivan en el interior de nido, o simplemente son omnívoras y se alimentan de cualquier cosa. Las preferencias por el tipo de alimentos que entra en la colonia varían estacionalmente, de modo que en períodos de puesta de huevos de las reinas y mucha cantidad de larvas, se necesita un aporte de proteínas superior al de épocas de reposo hibernal.

 

Las Hormigas plaga provocan daños económicos y de salud

La mayoría de especies de hormigas no causan daño al ser humano y algunas son incluso beneficiosas para el medio ambiente por tener un importante papel como especies polinizadoras, dispersantes de semillas o depredadoras de otras plagas.

A pesar de ello, algunas pocas especies afectan de diversos modos al ser humano, al contaminar alimentos o instrumental quirúrgico en hospitales, nidificar en césped u otras estructuras como parterres, raíces de plantas, troncos de árboles ornamentales o pavimento, alimentándose de germinados, defoliando o mordiendo frutos de plantas, protegiendo insectos plaga como pulgones, cochinillas o mosca blanca, entrando a robar alimento en casas o nidificando en estructuras de madera o instalaciones eléctricas, y por tanto, causando graves daños que muchas veces se traducen en grandes pérdidas económicas.  

No esperes a sufrir las molestias que ocasionan las hormigas: Descubre cómo prevenir las hormigas

 

Artículos de Hormigas relacionados

Nuestras Cookies son utilizadas para mejorar la experiéncia del usuario.