Llámanos gratis: 900 828 001

Termitas en vigas de madera

Las termitas se alimentan fundamentalmente de materiales que contengan celulosa como la madera. Hoy en día, todavía hay muchas viviendas que están construidas total o parcialmente por elementos de madera como las vigas de los techos.

En España existen dos tipos de termitas: las termitas de la madera seca y las termitas subterráneas.

 

Termitas de la madera seca

Las termitas de la madera seca construyen su colonia dentro de las estructuras de las que se alimentan, por ejemplo marcos de puertas o ventanas. De este modo, las termitas de la madera seca no tienen que salir al exterior a buscar el alimento para la colonia.

Termitas subterráneas

En cambio, las termitas subterráneas forman sus colonias en el suelo (de ahí su nombre) y las obreras son las encargadas de salir de la colonia en busca de alimento. En sus incursiones en el exterior, y debido a la elevada susceptibilidad de esta casta a la falta de humedad ambiental, las termitas subterráneas aprovechan cualquier grieta, agujero o hueco en las paredes o muros para crear sus famosos túneles de barro.

Mediante la construcción de dichos túneles, las termitas pueden mantener un ambiente con una carga de humedad superior a la que se encuentra en el exterior, permitiendo así que puedan salir de la colonia sin miedo a morir deshidratadas.

También suelen aprovechar las cámaras de aire y las conducciones eléctricas para acceder a su fuente de alimento. Pueden llegar a construir caminos hechos de túneles de barro que crucen paredes enteras, desde el suelo que es donde viven, hasta por ejemplo vigas de los techos.

Las termitas subterráneas son el tipo de termitas más frecuente en España y las que causan daños estructurales más graves. Esto es debido a que sus colonias se sitúan en el suelo, y por tanto, no están limitadas en su crecimiento. Así,  pueden llegar a albergar de 100.000 a 1.000.000 de individuos distribuidos en distintos termiteros interconectados.

 

Las termitas, insectos de difícil detección

Pese a la dificultad para detectar su presencia en las zonas infectadas, la existencia de los túneles de barro que usan para subir a los materiales que están destruyendo es uno de los signos fundamentales para su detección. Por ese motivo, en el caso de descubrir túneles de barro a lo largo de paredes o techos, es recomendable contactar cuanto antes con una empresa especializada en el control de termitas.

 

Artículos de Termitas relacionados

 

Nuestras Cookies son utilizadas para mejorar la experiéncia del usuario.