Llámanos gratis: 900 828 001

Ventajas del tratamiento de cebos contra termitas

Cuando se detecta una plaga, generalmente, constituye un problema o, en el peor de los casos, una amenaza seria para nuestra salud. La presencia masiva de termitas subterráneas es una de las plagas más comunes y, únicamente, posee dos soluciones efectivas: el tratamiento por inyección o el tratamiento de termitas mediante cebos.

Solicita una inspección de termitas gratuita

Nuestra preferencia: el tratamiento con cebos

Esta predilección se debe a diversas razones:

  • Ventajas sanitarias y ecológicas

Este tratamiento no consiste en el uso abusivo de productos químicos aplicados por el suelo, por lo que no crea barreras que impidan el progreso del control de la plaga. Además, al estar únicamente indicado para tratar plagas de termitas, no perjudica al resto de la fauna (incluidos los humanos), ni es tóxico para el medio ambiente.

  • Ventajas logísticas:

Para implementar el tratamiento de cebos para termitas, en un principio, no es necesario hacer perforaciones en muros ni vigas. No obstante, para asegurarnos de que no las necesita, realizamos una inspección previa de algunos puntos de la viguería. En esta revisión de la estructura de madera afectada, se buscan evidencias de daños realmente perjudiciales, que pudieran poner en peligro la integridad del edificio en sí. Si no los hay no se interviene físicamente en la estructura.

 

¿Cuál es el procedimiento que seguimos?

Primeramente, cabe destacar que, esta técnica, aprovecha la biología propia de las termitas, a la hora de alimentarse, para llevar a cabo la erradicación del problema. Es un proceso específico para esta tipología de plaga, por lo que el cebo debe representar un atractivo manjar para esta especie.

Una vez que tenemos los cebos, los colocamos, estratégicamente, por las superficies afectadas y esperamos la respuesta positiva de las termitas. Una revisión periódica de los mismos nos dará la información necesaria sobre como progresa el tratamiento hasta corroborar un cese del trabajo del termitero. Mientras, se puede hacer vida normal en el entorno tratado.

 

¿Por qué es tan alto el índice de efectividad?

Dado que la aceptación del cebo es primordial, debe ser garantizada mediante algún medio objetivo; en este caso, se trata de una composición de celulosa casi pura, al 100%. Esta sustancia es muy aclamada por las termitas, ya que les otorga su base principal de energía.

El activo que se encuentra en el cebo evita que puedan sintetizar la quitina, el componente principal de su exoesqueleto; en consecuencia, cuando las termitas comienzan a mudar la piel, como no han formado nuevas cutículas que le permitan protegerse, se les hace imposible vivir.

Utilizamos Cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra "Política de Cookies".